La UTA nacional designó a Jorge Kiener como interventor de la delegación Santa Fe capital

El exconcejal y titular de UTA Santa Fe vuelve a estar a cargo del gremio en la capital provincial. Estará acompañado por José Luis Antonio Arcando

El Consejo Directivo Nacional de la Unión Tranviarios Automotor (UTA) designó como interventores de la seccional Santa Fe al exconcejal (2005-2009) y titular de la UTA Santa Fe, Jorge Kiener, y José Luis Antonio Arcando. Fue después de que el Consejo Directivo Nacional dijo tomar conocimiento de una “gran cantidad de hechos que a esta altura se encuentran suficientemente probados” y que “son calificados como irregularidades en el cumplimiento de las funciones sindicales por miembros de la junta ejecutiva de la seccional Santa Fe”.

En la resolución también se procedió a la suspensión, por 45 días hábiles, del mandato y la administración patrimonial (no de la afiliación), de la totalidad de los miembros de la junta ejecutiva de seccional Santa Fe.

En el artículo 4 de la resolución se indicó que los interventores “tendrán a cargo la realización de un proceso investigativo de carácter contable e institucional el que deberá ser presentado dentro del plazo máximo de 45 días” al Consejo Drectivo Nacional.

Entre las irregularidades, en la resolución del gremio se detalla que se verificó la grave deficiencia en prestaciones y falta de respuestas a los trabajadores afiliados, sin responder a los reclamos llevados adelante en la sede sindical, sin conseguir soluciones a la problemática cotidiana de los trabajadores”.

También aseguraron que se verificó que “no se realizaron las prestaciones administrativas a las oficinas de Trabajo local, sin efectivizar la obligación de tutela de una serie de trabajadores despedidos, sin existir ni reclamo a las empresas, ni medidas de autotutela, ni prestaciones ante la autoridad administrativa del (Ministerio de) Trabajo local”.

Por otra parte se argumenta que, a pesar del malestar de los trabajadores, no se realizan asambleas de delegados ni de afiliados; que hay una gran cantidad de suspensiones y una infinidad de sanciones disciplinarias a los trabajadores que no fueron defendidos, entre otros incumplimientos entre los que señalan especialmente que la junta ejecutiva de UTA Santa Fe incumplió los acuerdos paritarios que logró el Consejo Directivo Nacional al disponer junto a la representación empresaria de Fatap, “a espaldas de los trabajadores, el pago en cuotas de las sumas acordadas”.

En el documento se aclaró, además, que la intervención provisional de 45 días hábiles puede ser prorrogable a criterio del Consejo Directivo Nacional.

Por otra parte se indicó que “si los interventores lo consideran necesario para llevar adelante las obligaciones asignadas, podrán designar hasta cinco compañeros” para que colaboren en la gestión.