Congreso partidario que buscará discutir el rol de Massa en el Frente de Todos

Luego de los últimos movimientos en el gabinete nacional con la salida de Matias Kulfas y la llegada de Daniel Scioli, las miradas por las discrepancias internas en el oficialismo dejaron de estar centradas en las críticas de La Cámpora y pasaron al Frente Renovador. El líder del espacio, Sergio Massa, actual titular de la Cámara de Diputados siguió de cerca con el presidente Alberto Fernández los cambios en el gabinete. Número puesto entre los rumores para ocupar cargos en el gobierno nacional, el tigrense debe sortear el descontento que generó la llegada del motonauta al equipo económico y la cada vez más cercana campaña electoral 2023. El discurso de CFK, para muchos el inicio de la contienda en el frente oficialista, movió las aguas.

“Hay malestar en las bases del Frente Renovador, consideran que el rol de Sergio está desdibujado en la estructura del Frente de Todos”, aseguró a Data Clave una fuente parlamentaria con acceso a la presidencia de Diputados. Por eso, se especula que en el Congreso partidario a nivel provincial que ya está convocado para el 15/7 en el hotel NH de Mar del Plata, un sector del Frente Renovador tiene la decisión tomada de pedirle al actual presidente de la Cámara de Diputados que “de un ultimátum y tenga otro rol en el gobierno nacional”.

“Es cierto que hay un agotamiento”, afirman cuando se consulta a los líderes del espacio massista. Hace tiempo que Massa y las principales voces del Frente Renovador reclaman abiertamente “que los temas tengan un ámbito de discusión” como la mesa del Frente de Todos que se creó en provincia de Buenos Aires, “siempre se tensa la cuerda para exigir”, apuntan. “El FdT es un frente diverso, algunos lo ven a Sergio un poco desgastado en la agenda parlamentaria y descuidando el territorio”, agregan desde el partido en los distritos bonaerenses.

En otras palabras, hay un movimiento interno del massismo que quiere motorizar un pedido directo a Massa para que se desprenda un poco de la agenda parlamentaria y se pueda meter de lleno en la construcción nacional. Eventualmente, pensando en el año electoral que se viene. Las voces renovadoras de la provincia de Buenos Aires creen que Massa relegó su posible candidatura y proyección nacional por su rol en el Congreso. En este contexto, nadie se anima a descartar que puedan exigirle que renuncie a la presidencia de la Cámara de Diputados.

Como sucede en el movimiento obrero, a nivel nacional la situación tiene otro clima. “Las bases a veces piden ir al paro y la conducción tiene que bajar un poco la tensión”, definen entre los legisladores nacionales que están en el dia a dia con Massa. En el bloque de diputados del Frente de Todos, los alfiles del Frente Renovador confirmaron que puede haber un descontento que puede aparecer desde las bases pero no advierten como una posibilidad cercana la renuncia a la presidencia de la Cámara de Diputados ni tampoco el extremo de una ruptura a la unidad del Frente de Todos. “¿A dónde nos vamos a ir?”, dijo por los pasillos del palacio legislativo un diputado en referencia no solo al massismo sino también a los distintos sectores que han expresado diferencias con el gobierno durante los últimos meses. En el FdT, sienten que por primera vez en mucho tiempo vuelven a tener buen clima y los “melones se ordenan” bajo el trabajo silencioso del titular de bancada Germán Martinez y la vice Cecilia Moreau.

Entre las bancas del parlamento que responden al tigrense descreen que pueda haber chances de una ruptura total y no piensan que la presidencia de la Cámara de Diputados haya desdibujado el perfil de candidato de Massa. “Desde ese rol en el Congreso supo construir una relación muy cercana a Máximo y casi diaria con Cristina”, aseguran fuentes con acceso al bloque oficialista.