Economía del conocimiento y programadores son los sectores alcanzados por la flexibilización del cepo cambiario

Martín Guzman, Matías Kulfas y Miguel Pesce anunciaron la flexibilización del ingreso al mercado de cambios para las empresas de economía del conocimiento que aumenten sus exportaciones.

El gobierno anunció este jueves que flexibilizará el ingreso al mercado de cambios a las empresas de la denominada “economía del conocimiento” que aumenten sus exportaciones y le permitirá a los programadores cobrar US$ 1.000 en concepto de honorarios sin liquidarlos en el mercado oficial .

La medida, similar a la que hace una semana emitió el presidente Alberto Fernández para conseguir inversiones en Vaca Muerta, también apunta a potenciar el desarrollo del sector, “incrementar las exportaciones, retener los talentos de Argentina, alentar el desarrollo de nuevos proyectos y favorecer la acumulación de reservas”.

La medida fue anunciada hoy a través de un comunicado por los ministro de Economía, Martín Guzmán, de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas, y el Director del Banco Central, Miguel Pesce.

El sector podrá acceder al mercado cambiario por el 50% del incremental de las exportaciones, siempre que este sea destinado exclusivamente a hasta 20% de los salarios pagados. 

Asimismo, para aquellas personas que brindan servicios al exterior en forma particular (programadores/as, psicólogos/as, entre otros) podrán ingresar directamente sus honorarios en dólares en entidades financieras del país, hasta un límite de US$ 1.000 mensuales, sin necesidad de liquidarlos en el mercado de cambios.

El sector de la economía del conocimiento está conformado por cuatro cadenas productivas: servicios empresariales, industrias culturales, investigación y desarrollo, y software y servicios informáticos

Según datos oficiales, tiene un peso del 5,4% en el PIB y del 7,1% del total de exportaciones de bienes y servicios

El sector de la economía basado en el conocimiento recibe posee beneficios tributarios, eliminación de DEX y muestra un crecimiento del 7% en el empleo registrado en los últimos años.