El Gobierno observará que los frigoríficos cumplan con acuerdos de precios de carne o no podrán exportar

Los frigoríficos habían amenazado con salirse del programa, pero fueron persuadidos por la amenaza de no poder exportar. Ahora, se busca que los exportadores cumplan con el programa oficial para garantizar carne a precios accesibles en supermercados.

En su “guerra” contra la inflación, el Gobierno se endurece con los sectores empresarios en todos los rubros. Ahora, podrá someter a revisión las Declaraciones Juradas de Operaciones de Exportación de Carne (DJEC) a aquellos frigoríficos que incumplan con los precios acordados en el programa Cortes Cuidados, con el propósito de armonizar “el desarrollo de la ganadería argentina, el mercado de consumo nacional y la capacidad exportadora del país”.

La medida se plasmó en la resolución conjunta 4/2022 de los ministerios de Desarrollo Productivo y de Agricultura, Ganadería y Pesca, publicada hoy en el Boletín Oficial. Las DJEC fueron establecidas a través de la resolución conjunta 3/2021 de Agricultura y Desarrollo Productivo y comprende a las exportaciones de “Carne fresca, refrigerada o congelada de las especies bovina, porcina, ovina, caprina, equina y Gallus domesticus”.

La estrategia oficial para contener la suba de precios apunta en dos frentes: el macroeconómico y el microeconómico. En este segundo punto entra la “política de canastas” que lleva adelante el secretario de Comercio Interior, Roberto Feletti, para garantizar algunos consumos esenciales para las familias argentinasLa inflación del 4,7% en febrero y de 7,5% en alimentos encendió las alarmas en los despachos oficiales.

Hay cuatro canastas puntuales que anunció ayer el Gobierno: la de Precios Cuidados, la de 60 productos para comercios de cercanía, frutas y verduras Cortes Cuidados. Este último es un acuerdo entre el Gobierno Nacional, frigoríficos exportadores y supermercados que incluye siete cortes populares de carne vacuna a precios de referencia muy por debajo de los que se encuentran en el mercado, que se comercializan de lunes a viernes en más de mil bocas de expendio en todo el país

Según lo informado ayer por Comercio Interior, los precios por kilo de los siete cortes de carne que forman parte del programa son: Tira de asado $ 679, Vacío $ 815, Matambre $ 810, Falda $ 449, Tapa de asado $ 679, Nalga $ 859 y Paleta $ 699.

Sin embargo, el acuerdo con los frigoríficos exportadores no fue fácil. El 15 de marzo el consorcio ABC envió a Comercio Interior una carta en la que amenazaba con retirarse del programa debido a las restricciones vigentes para exportar los siete cortes incluidos en el programa oficial y los problemas que genera esa disposición en el sector. 

Vale recordar que las exportaciones de carne se restringieron el año pasado ante el avance de precios y luego fueron flexibilizando gradualmente hasta el esquema actual. El Gobierno pudo desactivar la salida del programa de los frigoríficos amenazando con que quienes no cumplieran serían exceptuados de la posibilidad de exportar.

“La Secretaría de Comercio Interior informará a la Dirección Nacional de Control Comercial Agropecuario los incumplimientos, en el marco de su competencia, a los acuerdos de precios y/o normativa aplicable a la industria de carne vacuna concretados por parte de los sujetos obligados”, se determinó en el primer artículo de la norma publicada hoy.

En el segundo artículo de la resolución, se establece que “la Dirección Nacional de Control Comercial Agropecuario observará las DJEC”, según lo informado por la Secretaría de Comercio Interior, “hasta que ésta informe que los sujetos obligados hayan cumplido con el régimen aplicable”.