El Gobierno propone dar una hora más de clase por día en las escuelas primarias

La medida busca recuperar los contenidos de lengua y matemática que se perdieron por la irrupción del Covid-19 en el país. La inversión del Estado será de $18.000 millones.

El Gobierno nacional propondrá que las escuelas primarias de todo el país dicten una hora más de clase por día, por lo que la carga horaria por turno pasará de cuatro a cinco horas. Esto demandará una inversión de $18.000 millones, informaron fuentes oficiales.

La propuesta será presentada el viernes por el ministro de Educación, Jaime Perczyk, en el Consejo Federal de Educación (CFE) con el propósito de “sumar horas de clase”, lo que equivale a “más conocimiento y mejor educación”, explicó el titular de la cartera educativa en un comunicado

“Es una mejora muy importante para la escuela primaria”, dijo Perczyk, quien resaltó que la propuesta será presentada en la reunión de la CFE que se efectuará el viernes en Tierra del Fuego.

El funcionario aclaró que “esto requiere la construcción de acuerdos y consensos con las jurisdicciones y los gremios” y puntualizó que esa hora más por día “significa tener 38 días más de clase por año” y detalló que la idea es que esta modificación se realice de manera progresiva en las 24 jurisdicciones

Además, se mencionó que los docentes percibirán “un aumento proporcional por la nueva jornada laboral”“El gobierno nacional tiene como prioridad a la Educación y por eso esta nueva inversión de $18 mil millones para aportar el 80% del aumento del sueldo de las y los maestros”, destacó el Ministro.

Oficialmente, se dijo que desde la cartera educativa “proponemos que el turno mañana pase de 7 a 12 o de 7.30 a 12.30 y el turno tarde lo haga de 13 a 18 o de 13.15 a 18.15 horas”.

“Tenemos que preparar nuestras escuelas para que eduquen y formen a las niñas y niños para lo que nos demanda el Siglo XXI”, subrayó Perczyk y dijo que esa hora que se suma a la jornada escolar “tiene que estar preferentemente afectada a la enseñanza de matemática, lengua y lectura”.

La decisión de intensificar la carga horaria en la escuela primaria obedece a la necesidad de incrementar los conocimientos de los alumnos en lengua y matemática, dos asignaturas consideradas clave por el Ministerio de Educación, en función de recuperar los contenidos no aprendidos por la pandemia.

En este orden, el Gobierno nacional lanzó un programa de entrega de libros de literatura infantil para niños del nivel inicial que ya comenzaron a llegar en las escuelas de todo el país. Perczyk destacó que la intensificación de los aprendizajes en lengua y matemática “permiten construir otros aprendizajes más complejos”.


El 2 de marzo pasado arrancó el ciclo lectivo en casi todas las provincias y el objetivo de la cartera educativa es que los alumnos recuperen los saberes perdidos en los meses en que las escuelas estuvieron cerradas por la pandemia.

Para ello se implementaron escuelas de verano en enero y febrero pasados en algunas provincias y en la de Buenos Aires, que cuenta con la mayor matrícula escolar del país, se intensificaron los aprendizajes a contraturno mediante el programa ATR, para lo cual se emplearon docentes suplentes y estudiantes de los últimos años de la carrera.

“El ciclo lectivo 2022 arranca con 13 millones de chicos y chicas de forma presencial, y la clave es intentar recuperar saberes, hemos perdido mucho en estos dos años”, resaltó Perczyk.