Weber:”No surgieron pruebas de un espionaje ilegal”

“No hay pruebas de un espionaje ilegal”. Así de contundente fue el fiscal de Estado Rubén Weder en la Legislatura cuando el diputado Carlos del Frade le preguntó por la acusación mediática que pesa sobre el ex ministro de Seguridad Marcelo Sain y su equipo, que incluso apuró al gobernador Omar Perotti a ordenar un sumario administrativo para esclarecer el asunto. Del Frade repasó con Rosario/12 cómo fue ese diálogo con Weder –en el recinto de la Cámara y con otros 24 legisladores como testigos- y la respuesta que escuchó. “Weder me dijo: ‘mire diputado, de lo que yo vi en el expediente no surge, ese fue el verbo que usó, no surge que haya habido espionaje ilegal’. Imagínese cómo se pusieron algunos”, contó el legislador al recordar la molestia de sus colegas con el funcionario de la Casa Gris porque éste no les dijo lo que ellos querían escuchar. “Mi conclusión es que por ahora no hay nada. La supuesta prueba del espionaje ilegal no aparece por ningún lado”, agregó.

Weder fue convocado a la Cámara por iniciativa del diputado Luis Rubeo para que informe los “avances de la investigación ordenada” por Perotti en el Ministerio de Seguridad, el 29 de noviembre. Tres días después de que los fiscales Ezequiel Hernández y Mariela Jiménez realizaran un allanamiento sin orden judicial en los despachos que rodean al ministro Jorge Lagna.

El gobernador ordenó el sumario para “determinar” si en la cartera a cargo de Lagna “se han realizado conductas reñidas con el ordenamiento jurídico”. Pero Rubeo agregó lo suyo: en la resolución que propuso y la Cámara aprobó, menciona la supuesta “documentación recabada” por Hernández y Jiménez, “que podría ser producto de tareas de espionaje”, acusó.

El fiscal de Estado informó en el recinto de Diputados, a puertas cerradas, ante 25 legisladores. Los taquígrafos no documentaron la audiencia, pero fuentes consultadas por este diario dijeron que se grabó el video, como ocurre con las sesiones habituales.

Del Frade dijo que le preguntó a Weder “si hubo o no espionaje ilegal” en el Ministerio de Seguridad. Y el funcionario le respondió que por lo que había visto en el sumario “no surge que haya habido espionaje ilegal. Eso para mí fue importantísimo”, reveló el legislador.

-Entonces, ¿cómo fue ese diálogo? –insistió Rosario/12.

-Fue así. Le pregunto: “Fiscal: quiero saber, de acuerdo a su percepción por lo que usted pudo ver, ¿si hubo o no espionaje ilegal? Y me respondió: ‘Mire diputado, de lo que yo vi no surge, ese fue el verbo que usó, no surge que haya habido espionaje ilegal”, contestó Weder. “Imagínese como se pusieron algunos”, ironizó Del Frade.

-¿Cómo siguió el diálogo?

-Después, empezaron a justificar la teoría de que hubo espionaje ilegal. Incluso, el presidente de la Cámara (Pablo) Farías dijo: ‘Bueno, pero acá hay personas que ya fueron notificadas para que vayan a declarar porque fueron espiados, como el diputado (Maximiliano) Pullaro y como el diputado (Nicolás) Aimar. Entonces, yo le digo: ‘Mire Farías, esa es la presunción que tienen algunos fiscales, pero es una teoría. En todo caso, lo tendrán que probar y no está probado.

Según el relato de Del Frade, Weder dijo estar al tanto de los tres recursos de apelación que deberá resolver el juez de Cámara Sebastián Creus, en la causa. La cronología es la siguiente: El 22 de diciembre, el juez Nicolás Falkemberg rechazó el pedido de la defensa para acceder al legajo. El 3 de febrero, la jueza Rosana Carrara duplicó los plazos procesales. Y el 10 de febrero, el juez Jorge Patrizi levantó el secreto del sumario, pero la orden no se cumplió porque Hernández y Jiménez apelaron e impidieron a las defensas saber por qué investigan a sus defendidos. “Esa resolución (del juez Creus) va a ser muy importante porque los fiscales van a tener que mostrar las supuestas pruebas, si es que las tienen”, apuntó Del Frade.


-¿Cuál es su conclusión del informe del fiscal de Estado?

-Que a Weder le encargaron un sumario administrativo que parece un callejón sin salida. Un juego para la tribuna por parte de Perotti para ver si cuidaba la ropa ante las acusaciones mediáticas. La otra percepción es que por ahora no hay nada. La supuesta prueba del espionaje ilegal no aparece por ningún lado .

“Me parece que no hubo espionaje ilegal. Lo que sí se construyó fue un relato, que es eso: un relato”. Y los que agitaron, “cuando escuchan una cosa que no les gusta” como ocurrió en el informe de Weder “parece que no la quieren escuchar”.

Del Frade dijo que les pidió calma a sus colegas. “Les dije que por favor se midieran, por más que (el fiscal de Estado) dijera cosas que no les gustaban, que lo respeten. Es fundamental. Hay que esperar que los fiscales (Hernández y Jiménez) muestren las pruebas. Ahora las van a tener que mostrar, si es que las tienen”, concluyó.

Cuando la Cámara trató el pedido de Rubeo para que se invite a Weder, lo impugnó la diputada peronista Matilde Bruera. “Es una barbaridad que se interrogue sobre un supuesto sumario administrativo, cuando aún no se conocen los hechos, ni los supuestos autores. Si no hay causa penal, porque no han imputado a nadie aún, tampoco puede haber causa administrativa, porque no se sabe de qué se trata. No hay causa, ni encausados”, advirtió Bruera.

“La documentación secuestrada” la tienen los fiscales Hernández y Jiménez y “no la muestran  ni a las partes. Es imposible saber algo. Además, todos los funcionarios cuestionados por los medios renunciaron, por lo tanto, no hay a quien hacerle un sumario administrativo. La resolución que propuso Rubeo no se podía votar, sólo tuvo la intención política de seguir agitando mediáticamente el supuesto espionaje”, denunció la legisladora.

Gentileza Rosario 12