Policía Federal secuestró drogas, dinero y armas

La Policía Federal, en su fuerte despliegue en Rosario, dio un importante golpe contra el narcotráfico y desarticuló una organización criminal que operaba en el centro de la ciudad. Le encontraron drogas, gran cantidad de efectivo y armar con municiones.

Dicha investigación comenzó en el mes de mayo del corriente año, cuando los agentes de la División Antidrogas rosarina realizaron un procedimiento donde se desarticuló un domicilio, ubicado en Valparaíso 2600, que funcionaba como lugar de acopio y distribución de estupefacientes. Curiosamente, el líder de la agrupación se encuentra detenido en el Penal de Marcos Paz, desde donde manejaba todos los movimientos.

Luego de ese avance, la Policía Federal pudo comprobar que una de las característica del grupo criminal era que sus actividades ilícitas se desarrollaban haciendo uso de departamentos de alquiler temporario ubicados en el centro de la Ciudad de Rosario, entre los cuales rotaban permanentemente.

Con el avance de las pesquisas se logró identificar a un nuevo individuo, “El Bolsero”, quien recibía de forma regular en horario nocturno a modo de recaudación dinero en efectivo, producto de las maniobras de comercialización de drogas. A su vez, esta persona invertía ese dinero con el cambio a moneda extranjera por medio de una red de “cuevas” dirigidas por un sujeto de renombre en el ambiente cambiario de la ciudad.

A partir de esos datos, los investigadores llevaron adelante un sin número de tareas de vigilancia y seguimientos, recolectando material probatorio para presentar ante la Fiscalía Federal Nº 1 a cargo de la profesional Adriana Saccone, al frente de la investigación.

Los hombres que llevaban adelante la investigación fueron atacados a balazos dos veces por miembros de la banda, donde uno de los efectivos resultó herido. Ante esta situación, el Juzgado Federal Nº 4, a cargo de Marcelo Bailaque, junto con la Secretaría Penal 2 de la Gastellu, ordenó 23 allanamientos simultáneos: 20 en la Ciudad de Rosario, uno en CABA, otro en la localidad de Martínez PBA y el restante en el complejo del Servicio Penitenciario Federal de Marcos Paz.

El procedimiento dejó como resultado la detención de ocho personas y la desarticulación de un búnker que funcionaba como una “cocina” de drogas y cuatro de “cuevas”. En tanto, se secuestraron 4,65 kilos de cocaína, elementos de corte, prensas neumáticas, elementos usados para estirar la droga previo a su comercialización, armamento de todo tipo con munición, $34 millones y U$S 30,5 millones, entre otros elementos tecnológicos y de documentación.

Secuestran armas, drogas y una gran cantidad de dinero en efectivo –  Rosario Santa Fe

Los detenidos, junto a los elementos secuestrados, quedaron a disposición del juzgado interventor en la causa por infracción a la Ley de drogas.

El despliegue de las fuerzas federales se dio tras una orden del ministerio de Seguridad, Aníbal Fernández, quien acordó con el gobernador santafesino, Omar Perotti, realizar esfuerzos conjuntos para frenar la ola de violencia que escaló en Rosario.