Cuáles son los nuevos valores de los impuestos a combustibles

El incremento en los impuestos a los combustibles, Impuesto a los Combustibles Líquidos e Impuesto al Dióxido de Carbono, previstos para el día primero de mes en curso, fue prorrogado mediante el decreto 783/2020 hasta el día 16 del mismo mes.

El porcentaje de las subas resultó inferior al 13% que se esperaba, ubicándose, según los datos oficiales publicados, en el 7,80%, excepto el impuesto al dióxido de carbono al gasoil que se ubicó en el 7,82%, según el siguiente detalle:

Esto implica un incremento en los precios de venta al público (tomando como base los valores de la ciudad de Córdoba en las estaciones de servicio YPF), de entre el 1,24% y el 1,95%.

Llamó la atención en su momento, que se firmara un decreto para prorrogar los aumentos, solo por 15 días, por lo que se hicieron algunas especulaciones: en los meses de agosto y septiembre, los precios subieron alrededor de los días 19 (incremento del valor producto), y según versiones del sector, se habría decidido producir aumentos mensuales hasta fin de año (siempre a valor producto), por lo que se especuló con que el día 16 de octubre, al entrar en vigencia los nuevos valores del Impuesto a los Combustibles Líquidos y al Dióxido de Carbono y siendo pequeños los porcentajes, podría aumentar simultáneamente el precio de los productos.

En lo que va del año, los valores de venta al público de los combustibles líquidos, han aumentado en promedio un 9,56%. Estos números varían según la zona del país, ya que en el último movimiento del día 19 de septiembre, los porcentajes variaron, siendo más elevados en la Capital Federal que en el resto del país.

El año pasado los precios de los combustibles líquidos aumentaron menos que la inflación: IPC 53,80% –Combustibles 42,92%, mientras que en el año 2018 la relación fue inversa: IPC 47,60% –Combustibles 69,23%.